Cómo Cambiar El Anticongelante o Refrigerante En El Radiador De Tu Carro

La gravedad de la combinación del anticongelante con el agua, debe ser revisada al menos cada seis meses. La gravedad correcta debe ser mantenida durante todo el año, para mantener seguridad. 

Además, ésta mezcla contiene un punto alto ebullición, el cual permite que el motor funcione a una temperatura mayor, mejorando la eficiencia y reduciendo el peligro del sobrecalentamiento en un clima caliente.

Instrucciones

  1. Con un  hidrómetro de anticongelante, ensaya y mide la gravedad, tomando algo de refrigerante de la cabecera del tanque del radiador o de expansión. Los hidrómetros pueden ser comprados económicamente en almacenes de accesorios de vehículos.
  2. Si el refrigerante necesita ser reemplazado, deja que el motor se refresque y pon un tarro (puede ser una taza o balde de plástico) debajo del radiador. Si el grifo de drenaje se ha atascado o si el radiador no tiene uno, desenganche y quite la manguera del fondo. Retire el tazón de llenado para acelerar el flujo.
  3. Observa detenidamente el refrigerante. Si contiene algo de óxido o sedimento, el sistema debe ser desaguado.
  4. Revisa todas las mangueras y sus grapas. Reemplaza cualquiera que parezca averiada en lo más mínimo.
  5. El anticongelante daña la pintura, así que antes de rellenar, envuelva la boca de llenado con trapos para que se absorba cualquiera salpicadura.
  6. Cierra el grifo de drenaje o vuelva a poner la manguera de fondo si la ha quitado  y apriete las grapas.
  7. La mezcla de anticongelante es  mejor si es combinada de antemano en una regadera de 2 galones. Si el carro posee un tanque de expansión, reemplace el refrigerante allí con la mezcla correcta, asegurándote de llenar el tanque al nivel marcado al lado.
  8. Prenda el motor sin la tapa del radiador hasta que el refrigerante esté tibio. Rellene hasta que el nivel se mantenga constante, luego reemplace la tapa del radiador.

 

Tips y Advertencias

  • Para revisar goteras. Ponga papel periódico debajo del motor y radiador y analice la fuente de ésta. Apriete las grapas necesario o reemplace las mangueras que ya no funcionen.
  • El anticongelante es venenoso; por lo tanto, cualquier utensilio usado, nunca más debe ser utilizado  en la cocina.
  • El anticongelante viejo no debe ser echado en el lavamanos o lavaplatos. Debes deshacerte de él correctamente. (Consulta tus autoridades locales para averiguar al respecto).
  • Revisa el nivel del refrigerante al menos una vez a la semana y siempre, antes de irte de viaje. Rellenelo tan solo con la gravedad correcta del líquido anticongelante. El agua diluye la mezcla.

 

Fuente: Reader’s Digest, How To Do Just About Anything, Antifreeze, página 12

Tagged , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>